La cosecha ya está en marcha en un año en el que los retrasos y marcadas y las tormentas han hecho que las primeras siegas estén siendo escalonadas. José Crespo, responsable de Agricultura de la cooperativa, y Manuel Poyo, técnico agrícola, responden a algunas de las cuestiones más relevantes sobre lo que va de campaña.  

¿Cómo está siendo esta campaña en comparación con la pasada?

La campaña por ahora está siendo mejor que la anterior. Los rendimientos son superiores a la media en cuanto a cebada y leguminosas, que es lo que se lleva segado hasta ahora. En trigo se estiman rendimientos inferiores a los esperados, provocado fundamentalmente por enfermedades fúngicas.

¿Este rendimiento será igual en todas las comarcas?

Si, en general en todas las comarcas se esperan rendimientos superiores a la media de los últimos años.

¿Qué problemas han surgido?

En las siegas de leguminosas ha habido problemas debido a las lluvias y las elevadas temperaturas, que han hecho que se produzca el fenómeno conocido como dehiscencia. La dehiscencia es el momento en el que tras los cambios de temperatura que sufre el cultivo,  la vaina se abre dando salida a la semilla.

Las siegas de los cereales también van escalonadas debido a las inclemencias meteorológicas y el nerviosismo de los agricultores por las tormentas, cosechando precipitadamente sin estar en condiciones de almacenaje.

¿Por qué ha habido malas hierbas?

 Debido a las lluvias se provoca un rebrote de malas hierbas, a pesar de que se hayan tomado las medidas preventivas pertinentes. En algunos casos, estas malas hierbas dan problemas de humedad a los cultivos, este problema se solventa removiendo la cosecha en la era hasta que la humedad se reduzca a la adecuada para su recepción.

¿Qué deben tener en cuenta los agricultores?

Antes de iniciar la cosecha, lo más importante es recoger muestras para saber cuánta humedad puede dar el cultivo.